14.10.14

CRÓNICAS DE SITGES 2014 (XXV): LET US PREY



Acompañado de su despampanante protagonista femenina, en la presentación de su ópera prima el director declaró su amor por el espagueti western y por John Carpenter, y eso es bueno aunque no suficiente. No mentía, la película remite a ambos referentes, en especial a Asalto a la comisaría del distrito 13. Un grupo de personas encerradas en una comisaría, todos ellos con actos oscuros por los que han de pagar, una mujer policía recién llegada y de armas tomar y un misterioso personaje dibujado como un pistolero fantasmal configuran esta modesta serie bé de las de antes. De todas formas, acumula tanta claustrofobia y fuerza tanto la tensión que el resultado es voluntarioso pero discreto. También es justo decir que la vi el penúltimo día, casi a medianoche y con acentuada fatiga tras tantos días de ver cine sin descanso. Quizá en otras condiciones me hubiera despertado un poco más de entusiasmo o simpatía.