12.10.04

A CODAZOS



La verdad es que en Sitges ya resultó bastante divertida. Hasta Pumares salió la mar de contento diciendo lo mucho que se había divertido. Ayer volví a ver Ong-Bak: Muay Thai Warrior y continua aguantando bien y entreteniendo lo suyo. Lo de esta película tailandesa, debut de su director Prachya Pinkaew y de su protagonista Phanom Yeerum (aka Toni Jaa), no deja de ser sorprendente y revelador, además de entretenido. Es la venganza del Tercer Mundo.

Ong-Bak es una película muy sencilla. Una aventura de hostias de las de toda la vida. Un mafioso se dedica a robar cabezas de ídolos Buda, entre ellas la de un pueblecito rural que envía a su mejor luchador a la gran ciudad para recuperarla. Éste deberá infiltrarse en una red de combates ilegales que a su vez se dedica al tráfico de drogas. A la cabeza, un malo típico en silla de ruedas y agujerito en la garganta. La historia, en sí, no es gran cosa, a qué engañarnos. Hay dilema moral en un héroe obligado a pelear, hay un amigo del bueno que debe purgar su mala vida (además de aportar bis cómica). Sólo falta la chica (curioso). Pero la acción es genuina, sin trampa ni cartón. En un tiempo en que el cine de Hong Kong se ha estilizado, en un tiempo en que el cine de Hollywood ha digitalizado el cine de acción, vienen los tailandeses y nos regalan hostias de verdad, de las que duelen.

Y es que aquí hay estopa sin parar. Con un actor atleta que entre cabriola y cabriola suelta unos rodilazos y unos codazos de órdago. Uno duda si en algún momento no hubo heridos. Seguro que los hubo. Si es que hasta salta polvo en algunas patadas y puñetazos. Además, la película no tiene complejos en apelar a la epidermis del espectador, en ofrecerle puro y llano entretenimiento para devorar palomitas y dar mucho más que otras producciones más caras y con otra bandera. Y simplemente con un par de persecuciones (una de ellas estupenda: la de los taxis tailandeses, la otra a carrera limpia por un mercado), un par de torneos con sus rivales pajeros (el que da saltitos, la mole, el chungo) y una lucha final en una cantera, con el sicario del malo metiéndose una megachute adrenálitico (química artificial) mientras el bueno se pone con un saquito de hierbas (droga natural).

Es cierto que el protagonista es bastante inexpresivo, que abundan los tópicos (algunos se pueden rastrear ya en las películas de enmascarados mexicanos) o que la repetición inmediata y constante de las mejores escenas, no por menos friki e hilarante puede llegar a resultar cansina; pero hace esbozar una sonrisa. Y eso es muy importante: implicar al espectador en lo bueno y en lo malo, hacer que sienta los puñetazos y que sonría de manera simple, sencilla. Puede parecer fácil o tonto pero pocas películas actuales lo consiguen. Han de venir de Tailandia a recordarnos con desparpajo las virtudes del cine pop de entretenimiento. Eso sí, a mi no deja de sorprenderme que determinados títulos no tengan distribución en nuestro país.


Actualización a 10/02/05 para evitar el borrado de comments por parte de Haloscan

absence: "A usted no creo que el guste, SPaulding. Eso sí, esta no es lo que usted entiende por "amarillos cagando". Corren mucho y se dan jumos, básicamente. Teniendo en cuenta que alguna de Van Damme hasta y le gusta, spauld, esta es como más auténtica. A Pumares le gustó, ya le digo".

superdiscochino: "Por lo que comentas parece la película perfecta para una tarde de risas y cervezas con los amigos. Intentaré conseguirla.Y ya que estamos, aunque iba a mandarte un e-mail, por fin he visto Made in China y me ha parecido ABSOLUTAMENTE GENIAL.En serio, qué maravilla de filme... aunque he de confesar que no me he enterado de nada, no me lo pasaba tan bien desde House of the Dead. : )Un saludo y gracias (de nuevo)".

absence: "SD: Made in China es majestuosa. Puro delirio. Ya la he visionado en ocho ocasiones (es como un ritual, cada seis meses) y cobra sentido, ejem. A ver cuando le dedico un post."

spaulding: "Made in China, a pesar de estar dirigida por un oriental, es una de mis películas de cabecera. Y en la que, además, no sale ni un chino cagando."

filigrana: "Si, si Sr. Ausente: un post de Made in China. Yo cuando la vi por primera vez, como Ud. muy bien sabe, si me pinchan no sangro."


1 comentario:

Anónimo dijo...

You wrote a very interesting article. And I agree with you. hair loss Read a useful article about tramadol tramadol